Buscar

Ladrillos en vez de una cámara y envíos no realizados: cómo evitar las estafas al comprar online

El crecimiento de las ventas por Internet durante la pandemia del coronavirus también generó inconvenientes en los usuarios del país. El miércoles se conoció el caso de un hombre que compró unas cámaras de seguridad en La Plata y recibió un ladrillo. Lo hizo viral en su perfil de Facebook con una ironía: "Vamos Argentina", escribió. No fue la única víctima de este tipo de estafa.

En la misma ciudad, el diario El Día reveló otras dos estafas. Gabriel Makcimovich compró un celular de 30 mil pesos para su hijo y recibió una caja con cremas depiladoras. Ya se comunicó con Mercado Libre, la empresa en la que hizo la operación, y le explicaron que tiene que anular la compra. Otra vecina platense, Silvina, relató algo parecido. Compró una limpiadora a vapor, también por Mercado Libre, y recibió un ladrillo.

A estos casos se suman los envíos que no se producen, con comercios que prometen entrega inmediata pero después la posponen hasta que se termine el aislamiento social. El otro inconveniente se da en los supermercados, que aumentaron muchísimo su venta a través de plataformas digitales, pero muchas veces no tienen el stock para suplir la demanda. Varios clientes se quejaron porque les cobran productos que después no entregan.


Gerardo Gullelmotti, Coordinador Operativo de Consumidores y Administrados de la Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires contó al sitio TN Tecno que efectivamente aumentaron este tipo de incidentes. 


"Hay muchos reclamos principalmente por demoras en las entregas y que los plazos no se respetan. A su vez hemos recibido también quejas que en las compras en las grandes cadenas de supermercado, la mercadería que se envía muchas veces no es la comprada, o faltan productos", detalló, y agregó que respecto a la falta de productos se demora bastante la devolución del dinero.


Problemas con el crecimiento de la demanda


El incremento en las ventas online fue un factor determinante, que sobrepasó la capacidad de respuesta de todo tipo de negocios, incluyendo a las grandes cadenas. 


"La compra online -según un informe de hace aproximadamente 20 días- para los supermercados representaba un 4% de sus ventas, siendo hoy en día casi del 40%. Obviamente este incremento debe haber colapsado su capacidad por eso las grandes deficiencias al servicio, sumado al faltante de algunos productos -que si no los tienen no los deberían publicar- y a no estar preparados hizo que el servicios sea deficiente", explicó Gullelmotti.

Esto también se ve reflejado en las cadenas de electrodomésticos. Gullelmotti explica que siempre es importante formalizar el reclamo y solicitar el número correspondiente, además de guardar las facturas y los recibos de compra. "Con esa información se puede hacer en reclamo a la tarjeta y en lo posible realizar un 'stop debit' de la operación", recomienda.


Fuente:www.iproup.com

© 2020 ODICANARIAS | Todos los derechos reservados.

 Tenerife - Gran Canaria - La Gomera - El Hierro - La Palma - Lanzarote - Fuerteventura - Islas Canarias